Lula quedó detenido en Curitiba

136
Noticias en Tucuman

El ex presidente Luiz Inacio Lula Da Silva pasará la noche de este sábado en la Superintendencia de la Policía Federal de Curitiba, donde hará una “comida simple” para la cena. El referente más importante del Partido de los Trabajadores fue sentenciado a 12 años de cárcel por la causa Lava Jato.

En medio de corridas, con miles de militantes acompañándolo, Lula salió esta tarde del gremio de los metalúrgicos escoltado por la policía. Su destino fue el Aeropuerto de Congonhas. De allí, lo trasladaron hacia la cárcel de Curitiba. Según consignan medios brasileños.

“No les tengo miedo, voy a demostrar que soy inocente”. Fueron las palabras de Lula en el que probablemente haya sido su último acto político antes de ser encarcelado, ha dicho también que no va a parar, porque ya no es un “ser humano”. “Soy una idea, yo soy una idea mezclada con la idea de ustedes” y ha hecho un llamamiento a sus seguidores para que sigan defendiendo sus políticas.

“Voy a cumplir el mandato de prisión”, también estableció en otro pasaje de su alocución ante sus seguidores. Y aseveró: “No estoy por encima de la Justicia. Si yo no creyera en la Justicia, no habría hecho un partido, no habría hecho una revolución”. 

Frente a la Superintendencia de la PF en Curitiba, manifestantes en contra y a favor del ex presidente Lula Da Silva empiezan a aglomerarse, aún en número reducido, y ya hay tensión entre los dos lados. El edificio de permanecerá cerrado este sábado. La sala donde Lula quedará alojado era un dormitorio utilizado para recibir agentes de otros Estados y fue adaptado con una cama y una mesa para recibirlo. El espacio no tiene rejas, aire acondicionado, televisión, frigobar y cámara interna de monitoreo. 

Lula debe ingresar en prisión para cumplir una condena de 12 años que ratificó en enero un tribunal de Porto Alegre (sur de Brasil). El ex-mandatario debería haberse presentado antes de las 17.00 (hora local) del viernes, pero permaneció en el interior del sindicato, arropado por sus seguidores y por centenares de simpatizantes. 

El ex presidente agregó que Brasil tiene “millones de Lula para andar por él”. “No sirve de nada acabar con mis ideas, ellas ya están flotando en el aire, y no tienen como arrestarlas. No sirve de nada parar mi sueño, porque cuando deje de soñar, yo soñaré con la caída de ustedes”, declaró en clara referencia a la justicia Brasileña. 

La acusación que llevo a Lula a prisión dice que es propietario de un departamento del tipo “triplex” en el estado de Guarujá que habría sido entregado como soborno por parte de la empresa OAS, fuertemente señalada en el Lava Jato que investiga el juez Sergio Moro, a cambio de contratos con Petrobras. 

FUENTE: elintransigente.com

Comentarios

Comentarios