Con un asado de casi 200 kilos, Argentina se despide del Festival Gastronómico de Málaga

68
Noticias en Tucuman

Este homenaje argentino a la ciudad de Málaga, que supo tener a Argentina como país invitado -por primea vez en las ediciones de este festival gastronómico que sucede- tiene un hilo conductor con el que se hizo en la Plaza Mayor de Madrid.

La leña de olivo comienza a calentar la parrilla ubicada en la Plaza de la Marina de Málaga desde bien temprano, mientras los parrilleros del emprendimiento argentino “Vida de Campo” sazonan cuatro costillares de ternera, de 20 kilos cada pieza, 4 vacÍos de 4 kilos, 30 kilos de chorizo, 10 de morcilla y 5 de entraña, que se van a degustar en la última jornada del Málaga Gastronomy Festival 2017.

A las 8.30 en punto (hora europea) se enciende el fuego y 20 minutos después, el primer enorme costillar es ubicado en una de las cuatro cruces dispuestas alrededor del mismo para que empiece a hacerse lento, “a lo argentino”, como explica a Télam, Pablo Daniel Salomón, este oriundo de la localidad de San Martín que hace unos 17 años está afincado en España.

Pese a lo temprano de la hora en un día domingo, los hasta ese momento pocos transeúntes que pasan por el lugar observan embelesados la destreza de estos parrilleros argentinos.

Salomón está acompañado por Vicente Lora Ripoll, también de San Martín, y Leandro Medley, que supo ser entre 2001 y 2003, subsecretario de Turismo y Deportes de la localidad bonaerense de Chascomús.

Dedicados a estos menesteres en esta zona de Andalucía, los tres argentinos -que fueron contratados por sus connacionales Fabián D’Angelo y Sebastián Gosatti, dos emprendedores que crearon la empresa de catering Boabad- saben que en horas del mediodía, cuando esté listo el gran asado, el lugar será un hervidero de gente.

“Se va haciendo despacito, a nuestra manera argentina, y pensamos que a eso de las 12.30 ya lo tendremos listo, El corte es media costilla y viene con el vacio”, explicó, y como buen asador, ya se reservó un pedazo que gentilmente compartirá con este cronista y sus colegas.

Este homenaje argentino a la ciudad de Málaga, que supo tener a Argentina como país invitado -por primea vez en las ediciones de este festival gastronómico que sucede- tiene un hilo conductor con el que se hizo en la Plaza Mayor de Madrid en enero de este año, cuando el país, que también fue socio en la Ftur, Madrid Fusión y la Feria Arco, homenajeó a ese histórico lugar por sus 400 años.

Al costado de la parrilla, en el lugar central de la Feria, el gazebo en el que se ubicará el casi centenar de invitados especiales, presidido por el ministro de Turismo de la Nación, Gustavo Santos, y el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, podràn disfrutar de este típico sabor argentino que estará supervisado por los reconocidos cocineros Soledad Nardelli y Javier Rodriguez.

Una hora antes de anunciado el servicio, más de un millar de personas comenzaron a hacer fila frente a la parrilla, tanto la de las cruces como otra agregada para poner la entraña, los chorizos y morcillas.

La cola daba vuelta a la manzana, oportunidad que tuvo este cronista para preguntar a los visitantes sobre esta experiencia multitudinaria de hacerse con un plato del sabroso asado.

“Me parece una idea sensacional. Amo vuestro país desde que era un crio, como lo hacemos todos en Málaga y me atrevo a decir que en Andalucía entera. Ahora voy a aprovechar para comer ese plato tan tradicional de vuestra tierra”, dijo a Télam José Antonio Camacho Huelva, un mañagueño que se acercó junto a su mujer y sus tres hijos.

“Fantástico. Me apasiona ver como haceis el asado, ¿así le llaman, no?. Tengo una prima en Rosario que siempre me ha a hablado de las maravillas de los asadores argentinos”, comentó por su parte Rocío, llegada desde Benalmadena.

El aroma fue invadiendo cada uno de los rincones de la plaza mientras la locutora invitaba a acercarse a jóvenes, adultos, familias, hombres y mujeres que no dudaban en esperar con la máxima paciencia.

Sole Nardell iba de un lado para otro jnto a su colega supervisando el trabajo y sin resistirse a la cantidad de fotos que le tomaban para quedarse con un recuerdo.

“¡El asado está fantástico, hecho como nos gusta a nosotros, bien despacio!”, exclamó al tiempo que elogió el trabajo de los parrilleros, que incanzables, se ocupaban de que todo saliera sobre ruedas.

La locutora anució la presencia del grupo Malevo en el escenario central y todo fue argentino: boleadoras, pañuelos, zapateo, humo y olor a asado, buen vino, y mucha fiesta.

“Estoy orgulloso de este trabajo que han hecho nuestros muchachos en la Feria. Ver a estos jóvenes con su energía, sentir el aroma del asado, mirar a los ojos a la gente y sentir la emoción y sorpresa en sus miradas es algo muy difícil de describir”, dijo el ministro de Turismo de la Nación, Gustavo Santos.

Contento con el trabajo realizado, el funcionario nacional mencionó a cada uno de los que habían hecho posible esta presencia argentina, con el turismo gastronómico como bastión para ubicar a la argentina en lo más alto de la gastronomía mundial.

La fiesta continuó mientras regresé a escribir esta crónica, no sin antes probar uno de los deliciosos sandwiches de miga y panqueques con dulce de leche, otros dos productos bien argentinos.

Fuente: http://www.telam.com.ar/notas/201705/188054-argentina-se-despide-del-festival-gastronomico-de-malaga.html

Comentarios

Comentarios